Desvío 3 - Sombra en llamas

Parte 1 - Mercenario vengativo

>>Apertura
- (?): ¡Al fin! Toda la información que necesito está escrita aquí. "Así, la sangre del dios, un dios maldito, acabó corriendo por las venas de la realeza del Imperio. Aunque hubiera perecido, el dios pervivía en la sangre de sus reales descendientes cual parásito. Aquel vínculo de sangre convirtió a generaciones de esta familia en marionetas del dios maldito. Nada podían hacer sus miembros para evitar la corrupta influencia que mancillaba sus carnes. Muchos son los nombres que ha recibido el dios maldito: Devorador de Reyes... Desolación Alada... El Demonio Primigenio... Pero su verdadero nombre jamás se había escrito hasta ahora. Su verdadero nombre es..." ¡¿Cómo?! ¡El fragmento termina así, sin más! ¡Después de encontrar el grimorio de Bramimond, el eremita, me quedo sin saber la información que ansío! La Puerta del Dragón, en la isla de Valor, es un portal que conecta este mundo con otros... Puede que encuentre a alguien capaz de ver las cosas desde otro ángulo. He de encontrar más información acerca de los míos... Ugh... Debo darme prisa, ya no solo por mí, sino por la princesa Veronica.

>>Inicio de la batalla
- Raven: Ha llegado el momento.
- Lucius: ¡No, lord Raven! No te dejes influir por gente de su ralea. Te lo ruego, no lo hagas.
- Raven: ¡Cállate, Lucius! Si lucho a su lado, me otorgarán el poder que necesito para lograr mi venganza. Así lo hemos pactado y así es como quiero que sea. Quédate aquí y no hagas ruido. Volveré a por ti.

>>Fin de la batalla
- Raven: ¿De modo que no nos queda más opción que salir huyendo como miserables cobardes? Vergonzoso. Pero no puedo caer aquí. ¡No pararé hasta lograr mi venganza!

Parte 2 - Diablo del acero

>>Inicio de la batalla
- Rebecca: ¡Hola! Odio tener que decirlo así, pero tenemos este contrato... ¿veis? Es un fastidio que dice que debemos luchar contra vosotros. Pero si demostráis vuestra fuerza... Yo diría que así todo quedaría claro. Esforzaos para vencernos, ¿de acuerdo?
- Karel: ¡Estúpida! No hables por mí. Yo les exijo que den lo mejor de sí mismos contra mí. Mi espada es mi vida. Vivo para derrotar a los más fuertes. Este contrato no cambia nada. Lucharemos y ganaré. Así de simple.

>>Fin de la batalla
- Ninian: Habéis demostrado vuestro verdadero poder, y la verdad es que sois muy fuertes. Os doy las gracias. Ahora puedo volver con lord Eliwood y lady Lyndis. Me pregunto si volveremos a encontrarnos... Si es así, os mostraré mi gratitud con una danza.

Parte 3 - La muerte y la niña

>>Inicio de la batalla
- Jaffar: Nino... quédate aquí. Yo eliminaré al enemigo.
- Nino: ¡Jaffar! ¿Realmente son malas estas personas? Quizá si intentásemos hablar con ellos...
- Jaffar: Si lo de hablar no funciona, estamos muertos. Demasiado peligroso. Tengo que mantenerte a salvo. Los exterminaré a todos.

>>Fin de la batalla
- Jaffar: ¿No... No queréis matarnos? Vivo para proteger a Nino. Y vosotros... Nos vais a perdonar la vida... A los dos... Mmm...
- Nino: ¡Jaffar! ¡Estás bien! Por favor, vámonos a casa. Tú y yo. Amigos para siempre.
- Jaffar: Tú y yo... Para... siempre. Estoy en deuda con vosotros. Y yo siempre saldo mis deudas. Cada momento que estoy con Nino es más valioso que el anterior. Le da sentido a mi vida. Os damos las gracias.

>>Cierre
- Alfonse: Aquí concluye nuestra misión. Deberíamos volver al castillo, Kiran.
- Nino: ¡Un momento! ¡Señor! Vos, el del cabello azul. ¿Sois Alfonse?
- Alfonse: Sí, pero... ¿cómo lo sabes?
- Nino: Hace poco encontré a un hombre. Creo que se llamaba... Zacharias. Dijo que quizá pasarais por aquí. Me pidió que os diese esta carta.
- Alfonse: ¿Una carta de Zacharias? Dámela, ¡por favor! Gr... gracias.
- Nino: De nada. Me alegra haber podido dar con su destinatario. Espero que volvamos a encontrarnos.
- Sharena: ¡Venga! ¿Qué dice?
- Alfonse: Paciencia, Sharena. A ver... dice... "Alfonse, estarás preocupado por mi desaparición. Lo siento, pero todo esto era necesario. Me topé de bruces con un secreto sobre la familia real del Imperio de Embla. Necesitaba saber si era verdad... Sigo investigando, pero de momento he averiguado una cosa. Veronica no es nuestra enemiga. El verdadero villano es Bruno."
- Sharena: ¿Quién? ¿Bruno? Nunca he oído ese nombre.
- Anna: La familia real de Embla es una red de relaciones muy compleja para que la entendamos. Pero creo que he oído hablar de un tal Bruno, un príncipe al que poca gente ha llegado a ver.
- Alfonse: Así que Zacharias está intentando averiguar más cosas de ese tal príncipe Bruno, ¿no?
- Anna: Eso parece. Es perfectamente capaz de colarse en Embla para investigar estos asuntos de incógnito. Él es el más indicado para infiltrarse en el Imperio. Pero tendría que habérnoslo contado... Soy su comandante, así que debería haber sabido que lo consideraría una falta grave. Pero conociendo a Zacharias, debo confiar en que tuviese buenas razones para hacer todo esto.
- Alfonse: ¿Quién sabe qué le habrá sucedido? Puede que ahora mismo esté preso... Pero entonces... ¿cómo nos hizo llegar la carta?
- Sharena: Me alegro de saber que está vivo.
- Alfonse: Solo espero que consiga regresar sea como sea. Tiene que darnos muchas explicaciones. Al menos esta carta nos da un poco de esperanza. Antes no teníamos casi ninguna.

Ir a la sección de Fire Emblem Heroes