Capítulo 23: El Palacio del Mal

Introducción en el Mapa
Tras cruzar el Gran Río de Thracia, Leaf continúa su camino hacia Manster.
Mientras tanto, en Manster, los civiles que han oído que Leaf se aproxima intentan aprovechar para escapar, y el grupo Magi, con Sety al mando, les ayuda a escapar.
Fieros enfrentamientos se suceden entre el grupo Magi y el ejército de Manster día y noche...


[Comienzo]

- Mujer: Lord Sety, nuestro último escondite ha sido encontrado por Leidrick. Ya no podremos proteger a los niños...
- Sety: Los pondría a salvo yo mismo, pero entonces no quedaría nadie para liderar la rebelión. Si tuviese alguien en quien confiar...
- Cyas: ¿Podría ocuparme yo de eso?
- Sety: ¡¿Quién está ahí?! ...¿Quién eres tú?
- Cyas: Solo soy alguien que está de paso, pero he oído lo de tu problema. Si quieres, puedo llevarme a los niños y ponerlos a salvo. ¿O no confías en mí?
- Sety: ...Una suave atmósfera te cubre. No pareces ser hostil... ¿Pero quién eres? Pareces ser un obispo del Imperio...
- Cyas: Lo siento, pero no puedo responder a tus preguntas. Sin embargo, si confías en mí, te prometo que pondré a los niños a salvo.
- Sety: Muy bien... Te confiaré a los niños. Y una cosa más... por favor, toma esta espada.
- Cyas: ¿Espada? ... Ésta es la Espada de Blaggi. Había oído que estaba guardada en el castillo...
- Sety: Sí. Leidrick está protegido por la Espada Lopto. La Espada Blaggi es la única espada que puede matarle.
- Cyas: Ya veo... ¿Y qué quieres que haga?
- Sety: Esta espada sólo puede ser usada por aquéllos que tengan la sangre de los Guerreros Sagrados. Me gustaría que se la dieras al Príncipe Leaf del Ejército de Liberación.
- Cyas: Muy bien, se la daré si le encuentro.
- Sety: Gracias. Oh... ¡Obispo! ¿Podrías al menos decirme tu nombre?
- Cyas: Soy Cyas... Cyas de Velthomer.

[La escena cambia a Leidrick]
- Leidrick: ¡¿Qué has dicho?! ¡¿Los ciudadanos están escapando?!
- Soldado: Sí. Además, parece que el grupo Magi está ayudando en secreto a escapar a los niños.
- Leidrick: Maldición, necesitamos a los niños para dárselos al Imperio... bien. Fardin, mata a los niños que escapen. Enseñad a la gente que sigue dentro lo que les pasará si intentan huir.
- Fardin: Sí, mi señor.
- Alphan: Lord Leidrick, me dijeron que me has llamado...
- Leidrick: Ah, Alphan. Quiero que defiendas la puerta del castillo. Tengo noticias de que ese chico de Lenster se aproxima, y el grupo Magi también está resultando ser una molestia. No debes dejar que la puerta caiga en sus manos, ¿entendido?
- Alphan: Sí, mi señor.

[La escena cambia a Leaf]
- Leaf: Aquí está Manster...
- August: Parece que el grupo Magi y el ejército de Manster se han estado enfrentando los últimos días. Aunque el ejército de Manster ha sido debilitado, todavía tiene una gran fuerza. No podremos derrotarlo sin la ayuda del grupo Magi. ...Veo a alguien moviéndose... Parece que los niños huyen hacia nosotros.
- Leaf: ¡De acuerdo! ¡Tenemos que protegerlos!


[Segundo turno]

- Altenna: Corutta, ¿qué tal va Manster?
- Corutta: No parece estar pasando nada importante, Lady Altenna. Sin embargo, si nuestras predicciones son correctas, debería haber bastante movimiento pronto. Entonces atacaremos...
- Altenna: Pero mataríamos a muchos ciudadanos en el proceso... Incluso si sólo podemos liberar Manster del Imperio, ¿no sería suficiente para nosotros?
- Corutta: Bueno... es una orden directa del Rey.
- Altenna: ...Intentaré convencer a mi padre.
(Altenna se va)
- Corutta: Lady Altenna es demasiado blanda... Ésta es la ocasión perfecta para reclamar Manster. El Rey no sabe resistirse a Lady Altenna, pero no será capaz de que le haga caso por este incidente. Debería seguir las órdenes del Rey aquí...


[Tercer turno]

- Soldado: ¿Necesitaba algo, Obispo Alphan?
- Alphan: Ah, sí. Parece que mi libro de hechizos ha desaparecido. Necesito que lo busques.
- Soldado: ¿Qué? ...¿Otra vez?
- Alphan: ¿Hum? ¿Has dicho algo?
- Solado: No... ¿Qué libro busca esta vez?
- Alphan: El hechizo Veneno. No puedo atacar a los enemigos lejanos sin él.
- Soldado: Entendido, señor. ...Espero que sea más fácil de encontrar que la última vez.


[Quinto turno
]
- Soldado: ¡Hemos encontrado su libro de hechizos, Obispo Alphan!
- Alphan: ¿De verdad? ¡Bien! Jajaja, ahora les daré una lección a esos rebeldes. ¡Temed mi magia!
- Soldado: Por qué no aprenderá a guardar sus libros primero...



[Al aproximarte al castillo, solo si Alphan sigue vivo]

- Alphan: ¿¡Quién eres!?
- Sety: Soy Sety del grupo Magi. Hemos tomado el control de Manster salvo una pequeña parte del castillo. Ahora, si te rindes pacíficamente, podré conseguir que sigas vivo...
- Alphan: ¡Silencio! ¡No puedes engañarme con estas tonterías!
(Sety mata a Alphan en una escena de batalla)

[Si ha aparecido el grupo de Altenna, después de que Alphan muere por Sety]
- Corutta:
¡! ¡Algo pasa ahí abajo! Es nuestra oportunidad. ¡Adelante, vamos contra Manster!
- Altenna: ¡Espera! Si atacamos Manster ahora, mataremos a ciudadanos inocentes. Intentaré convencerlos de que se rindan...
- Corutta: ¡Ésto es una orden directa del Rey! ¡No estás en posición de oponerte, Lady Altenna!
- Altenna: ¡Soy tu comandante!
- Corutta: ¡Pero éste es mi escuadrón! ¡Y el Rey ordenó atacar y capturar Manster, no importa cuáles sean tus órdenes!
- Altenna: ¿Qué...?
- Corutta: ...Si no te gusta, puedes quedarte aquí y mirar. ¡Todas las tropas, seguidme! ¡Cargad!
- Altenna: ¡Corutta! ¡Espera, Corutta! Tengo que hablar con mi padre...

 

[Conversación Leaf - Sety]
- Leaf: ¡¿?! ...¡¿Lord Sety?!
- Sety: ¡¿Príncipe Leaf?! ...¡Al fin has llegado!
- Leaf: Sí, siento la tardanza. Todavía no te he agradecido que nos ayudases a escapar de Manster...
- Sety: No te preocupes por eso... ...¿Cómo has sabido que era el príncipe? Oh, ¿Karin te lo dijo?
- Leaf: Sí. Me dijo que te quedaste aquí para proteger a la gente de Manster, cuando debías volver a tu país cuanto antes... Fue culpa mía, porque no fui lo suficientemente fuerte para liberar Manster. Perdóname, Lord Sety.
- Sety: No, no te preocupes por eso. Planeaba acabar esto más rápido, pero incluso mi Holsety no fue capaz de enfrentarse con la Espada Lopto de Leidrick. Perdimos muchas vidas por eso... Mi falta de fuerza es la culpable. No es culpa tuya.
- Leaf: ...Te tengo envidia. Tus heroicos poderes son exactamente como los del Guerrero Santo Sety. Pero... yo no tengo tal habilidad. Yo no soy como tú o Lord Celice... Yo... no soy un Guerrero Santo...
- Sety: ...¿Qué estás diciendo? ¿Qué piensas que es un Guerrero Santo? ¿Simplemente alguien que ha heredado un Arma Sagrada? ¡Por supuesto que no! Durante cientos de años, Jugdral estuvo bajo el control de un Imperio malvado que rendía culto al dios oscuro, Loputousu. Los Guerreros Santos fueron los héroes que liberaron a la gente del dominio del Imperio. Y tú, Lord Leaf, llevas un año luchando la misma batalla. Has atravesado difíciles batallas para salvar a la gente de la tiranía. No creo que Lord Celice o yo seamos más nobles que tú. No solo, el más joven de nosotros, eres quien a crecido en las más dolorosas circunstancias, pero eres quien más tiempo lleva luchando. Si eso no es algo por lo que mereces ser llamado un Guerrero Santo, no sé qué lo será. ¡Cree en ti mismo! ¡Eres sin duda un Guerrero Santo de Nova!
- Leaf: Lord Sety... gracias. Creo que me abrumé tras ver todo lo que tú y Lord Celice habéis hecho. ...Supongo que sigo siendo un niño.
- Sety: En ese caso, eso quiere decir que he sido salvado por un niño.
- Leaf: Oh... eso no es lo que quería decir...
- Sety: Jaja... Oh, no es el momento de estar bromeando... Hemos conseguido acorralar a Leidrick en un rincón del castillo, pero ha reforzado sus defensas y ha tomado a los niños que quedaban como rehenes. Todas mis unidades del grupo Magi están ocupados asegurando el sector de la ciudad, así que no tenemos suficientes fuerzas para luchar contra Leidrick. Espero que nos ayudes, Lord Leaf.
- Leaf: ¡Por supuesto! Leidrick también es un odiado enemigo para mí, y si puedo luchar a tu lado, será un sueño hecho realidad.
- Sety: Bien. Así es como el príncipe de Lenster debe ser. ¡Te deseo suerte, Lord Leaf!


[Conversación Leaf - Cyas]

- Leaf: ¿Un obispo? ¿Tú has ayudado a los niños?
- Cyas: Sí, Lord Sety del grupo Magi me lo pidió. Gracias por ayudarnos...
- Leaf: No, soy yo quien debo darte las gracias por ayudar a los niños. Ahora, por favor, déjanos el resto y escóndete en un lugar seguro...
- Cyas: Sí... Hum... ¿tú eres el Príncipe Leaf?
- Leaf: Sí, lo soy. ¿Cómo has sabido...?
- Cyas: Ah, lo que pensaba. En ese caso, coge esta espada, por favor. Es la Espada Blaggi, la única arma capaz de derrotar a Leidrick.
- Leaf: ¿Me lo das...?
- Cyas: Sí, Lord Sety me pidió que te la entregara. Es una espada sagrada que sólo pueden usar los que tienen sangre de los Guerreros Santos. Pero Lord Sety no puede utilizar espadas, así que debió decidir dártela a ti en su lugar.
- Leaf: La Espada Blaggi... una espada sagrada... Un arma para utilizar contra Leidrick es justo lo que necesitamos ahora. Muchas gracias.
- Cyas: No olvides llevarla a tu próxima batalla. Adiós, Lord Leaf...


[Si Sety es asesinado, o capturado y se lo llevan]

- Leaf: ¿Qué? ¿El grupo Magi ha sido derrotado?
- August: Sin líder, el grupo Magi cayó en la confusión, y el ejército de Thracia se movilizó para capturar Manster. Sin la ayuda del grupo Magi, nuestras esperanzas de liberar Lenster se han acabado.


[Lucha contra Corutta]

- Corutta: Jajaja... ¡Muere!

[Al vencer a Corutta]
- Corutta: ...Gloria... a Thracia... ¡Agh!

[Al liberar a Corutta]
- Corutta: ...No será así la próxima vez. ¡Lamentarás esta decisión!


[Lucha contra Alphan]

- Alphan: C-cómo habéis llegado hasta aquí...

[Al vencer a Alphan]
- Alphan: Agh... No quiero... morir... todavía...

[Al liberar a Alphan]
- Alphan: ¡Me has liberado! Muchas gracias...


[Lucha contra Fardin]

- Fardin: ¡Escoria rebelde! ¡Os mostraré el poder del ejército de Manster!

[Al vencer a Fardin]
- Fardin: Ugh... Ésto... no debería haber sido así...

[Al liberar a Fardin]
- Fardin: Tienes mi gratitud...


Al finalizar el capítulo
- August: Hemos llegado hasta la puerta del castillo... ¿Qué tienes planeado ahora, Lord Leaf?
- Leaf: Podemos dejar el sector de la ciudad al grupo Magi. Pero parece que Leidrick se esconde en el castillo, teniendo como rehenes al resto de los niños...
- August: He oído que Leidrick está protegido por una espada maldecida por Loputousu. Si es verdad, debemos pensar en una forma de enfrentarnos a él...

(Si tienes la Espada Blaggi)
- Leaf: Me he ocupado de eso. Un obispo que huyó del castillo me dio una espada conocida como la Espada Blaggi. Dijo que con ésto podríamos enfrentarnos con éxito a la Espada Lopto.
- August: Ah, ya veo. ¡Entonces, no olvides llevar contigo la Espada Blaggi en nuestra próxima batalla, Leaf!

(Si no tienes la Espada Blaggi)
- August: Lord Leaf, atacar a Leidrick ahora será muy peligroso.
- Leaf: ¿Entonces qué sugieres, August?
- August: Piensa atentamente. ¿No habremos olvidado algo aquí? ¿No nos habremos dejado algo importante? Todavía tenemos tiempo para prepararnos...


(Si Cyas está vivo y no te ha dado la Espada Blaggi)
- Cyas: No te preocupes. Lord Sety me pidió que te diese esta espada. Deberías ser capaz de usarla, Lord Leaf.
- Leaf: ¿Qué es ésto?
- Cyas: Es la Espada Blaggi. Con esta espada, deberías poder luchar sin problemas contra Leidrick.
- Leaf: Una espada sagrada de Blaggi... es muy bonita. Muchas gracias, Obispo Cyas.
- Cyas: Dale las gracias a Lord Sety, no a mí. A mí sólo me han pedido que te la diera.
- Leaf: Sí...


(Si Cyas está vivo)
- Leaf: ¿Qué vas a hacer ahora, Obispo Cyas?
- Cyas: Ya no tengo un hogar al que regresar. Sin embargo... hay una cosa que debo hacer. Debo ir a la Torre Blaggi...
- Leaf: ...¿No nos dirás para qué tienes que hacerlo?
- Cyas: No.... No puedo decirlo.
- Leaf: Si no tienes prisa... ¿serías tan amable de ayudarnos un poco más? Serías un valioso aliado...

(Si Sety se ha unido)
- Cyas: Perdóname, pero no puedo. Rezaré por vuestra victoria en la Torre Blaggi. Adiós, Lord Leaf...

(Si Sety no se ha unido)
- Cyas: ¿Para derrotar a Leidrick? ...Bien. Si es el deseo de dios... así será. Te acompañaré un poco más.

Anterior - Siguiente

Ir a la sección de Fire Emblem Thracia 776