Capítulo 20E: Nueva decisión

»» Introducción
Por fin Eliwood puede reunirse con su padre, y cumplir con una dolorosa despedida. Tras escapar de la isla del Terror, regresan a la ciudad portuaria de Banon. Eliwood permanece en silencio durante todo el trayecto. Sentado, mece la mano de su padre como si pretendiera devolverle la vida.

Cap. 20: Nueva decisión

» Escena de apertura
*Aparece Ninian, Nils y Lyn*
- Lyn: Ninian, ¿te sientes mejor?
- Ninian: Sí...
- Lyn: Bien. Hacia mucho tiempo, Nils. Has crecido, ¿no?
- Nils: ¿Eres tú, Lyndis? Cuánto tiempo.
- Lyn: Aunque fue solo hace un año cuando nos conocimos.
- Nils: Han pasado muchas cosas desde que salimos de Caelin.
*Aparece Hector*
- Hector: Eh, ¿podéis hablar de algo de lo que nos enteremos los demás?
- Nils: Hum. ¿Quién es?
- Lyn: Hector. Es el hermano menor del marqués de Ositia. No te dejes impresionar. Parece desagradable, pero es de fiar.
- Hector: Eso de <<desagradable>> me parece desagradable.
*Hector se va*
- Lyn: Je, je... Y puede que te acuerdes de este otro. Es...
*Aparece Eliwood*
- Nils: Sí, me acuerdo. Ayudó a Ninian. Eres el hijo de Elbert, ¿no? Por el pelo rojo, la mirada y la voz. Eres clavado a él.
- Eliwood: ¿Dónde conociste a mi padre?
- Nils: En la Puerta del Dragón. Nos liberó de nuestros secuestradores. Escapamos en una barca, pero yo caí al agua en una tormenta. Al despertar, me encontré de nuevo en Valor. Durante un tiempo me escondí en las ruinas. Luego presentía algo muy peligroso. Cuando corrí a la Puerta del Dragón, lo... lo vi todo.
- Ninian: Nils.
- Lyn: Cuando sacamos a Ninian de la barca, había perdido la memoria. No puedo creer que la trajéramos hasta sus secuestradores otra vez. Qué terrible error. Lo siento.
- Ninian: Lady Lyn... Lady Lyn, no has cometido ningún error... Cuando Nils desapareció, no supe qué hacer. Perdí el control. Si hubiera sido más fuerte... podría haber evitado todo esto... Lo siento, de verdad.
- Nils: El poder de Ninian es mayor que el mío, pero le supone un gran esfuerzo físico y mental. Nergal se aprovechó de esa debilidad...
- Lyn: Ninian Nils...
- Eliwood: ¿Iba a por vosotros porque podéis convocar dragones?
- Nils: Creo que es porque podemos abrir la Puerta del Dragón. Nergal se basta y se sobra para convocarlos solo.
*Ninian se va y aparece Hector*
- Hector: ¿En serio?
- Nils: Sí, pero requiere una cantidad enorme de quintaesencia.
- Lyn: ¿Quintaesencia?
- Nils: Es como lo llamó Nergal. La sustancia del espíritu humano... Poder. Energía. La esencia de la propia vida. Nergal robó la quintaescencia.
- Hector: ¿Qué les pasa a quienes se les priva de su quintaesencia?
- Nils: Se… mueren…
- Lyn:
- Nils: Ni Ninian ni yo tenemos ese poder. Lyn lo sabe. Solo tenemos nuestra habilidad especial… De todas formas, Nergal necesitaba una gran cantidad de quintaescencia. Por eso envió a si secuaz Ephidel a por el marqués de Lahus. Quería sembrar la semilla de la guerra en el corazón ávido de Darin.
- Eliwood: ¿Con qué propósito?
- Nils: Parece ser que la quintaesencia varía según la persona. Una persona vigorosa de cuerpo y alma tiene cien veces más que un hombre normal. Pero parece ser que no hay mucha gente así. A Nergal le costó mucho encontrar a personas con suficiente energía. Aunque le iba a llevar tiempo, Nergal sabía que la forma más fácil de reunir la quintaesencia era provocar una guerra.
- Hector Furioso: O sea que quería sustituir calidad por cantidad, ¿no es así? ¡Monstruo desalmado! ¿Es que piensa que las personas son títeres?
- Nils: Ephidel trajo a Elbert hasta la Puerta del Dragón. Dijo que habían encontrado la fuente que estaban buscando. Pese a que los planes de guerra de Nergal no iban bien, estaba satisfecho. Había extraído mucha energía de los caballeros que viajaban con Elbert. Y estaba seguro de que aún obtendría mucha más y mejor de Elbert…
- Lyn: ¡Nils!
- Nils: Oh, lo siento… Lord Eliwood.
- Eliwood Triste: Está bien… Cuando vi a mi padre en la Puerta del Dragón, supe que sus caballeros estaban muertos…
- Hector Normal: Eliwood…
- Nils: Tu padre nos dijo que tenía un hijo. Dijo que estabas bendecido con el arte de la lucha. Pero también nos dijo que eras compasivo y dialogante. Dijo que su hijo sería un gobernante mejor de lo que él había llegado a ser.
- Lyn:
- Nils: Nos dijo que antes se sacrificaría él que su patria, Lycia, acosada por las llamas de la guerra.
- Eliwood Triste: Eso…
- Nils: Cuando perdimos toda esperanza en la Puerta del Dragón, tu padre solo nos hablaba de cosas agradables. Bueno, sobre todo habló de su querido hijo y su esposa, pero Ninian y yo… Lo queríamos mucho. Las historias sobre su familia… lograron salvarnos.
- Eliwood Triste: Oh, Padre… Padre… …
- Hector:
- Lyn: ¿Hector?
- Hector: Deberíamos dejarle solo un rato…
*Hector se va*
- Lyn: Claro. Vamos. Ninian, Nils.
*Lyn se va*
- Nils: Como tú digas.
*Cambio de escena, aparece Ninian y Eliwood*
- Ninian: Lord Eliwood…
- Eliwood: ¿Hum? Ninian… No te había visto. Siento lo de antes. Yo solo… necesitaba tiempo para pensar.
- Ninian:
- Eliwood: ¿Sigues despierta? Has pasado una mala racha… No tienes buen color. Vete a descansar.
- Ninian:
*Eliwood se acerca a Ninian*
- Eliwood: Mírate… Estás llena de rasguños y moratones… Necesitas que alguien te atienda…
- Ninian: ¿Por qué?
- Eliwood: ¿Hum?
- Ninian: ¿Por qué lord Elbert era tan…? ¿Por qué vosotros dos habéis sido… tan amables con nosotros? Es todo por mi… por mi culpa… Las pesadillas… Todas estas tragedias…
- Eliwood: Ninian, llorar no le sienta bien a una chica tan bella como tú. Estoy bien… No llores más.
- Ninian: Lo siento… Lo siento… mucho…
- Eliwood: Debes saber algo. No eres responsable de lo que le ha ocurrido a mi padre. Sufriste tanto como él. No te sigas castigando.
- Ninian: Lord Eliwood… Yo… Yo… ¡Ah!
- Eliwood: ¿Eh? ¿Qué pasa?
- Ninian: Oh…
- Eliwood: ¿Ninian?
- Ninian: Enemigos… ¡Se acercan enemigos!

*Escena cambia al mapa*
*Nueva escena, aparece Hector*
- Hector: ¿Y ahora qué hacemos?
*Aparece Lyn*
- Lyn: ¿Qué le habrá pasado a Nergal? Lord Elbert le hizo una herida grave cuando lo apuñaló.
*Aparece Nils*
- Nils: Las heridas no acabarán con él.
- Hector: Eso dijo también lord Elbert. ¿Qué habrá querido decir?
- Nils: Nergal usa la quintaesencia también sobre sí mismo. Sus heridas sanan rápidamente. Su cuerpo no envejece.
- Lyn: ¿No es… humano?
- Nils: Si no, es… ¡Ah!
- Hector: ¿Qué ocurre?
- Nils: ¡Llamad a todos! ¡Se acercan enemigos!
- Hector: Vaya. Eliwood se merece más tiempo de descanso…
- Lyn: Bueno, pues nosotros nos encargaremos, ¿de acuerdo?

*Escena cambia a Mapa, Eliwood sale de una casa*
*Nueva Escena, aparece Eliwood, Hector y Lyn*
- Eliwood: ¡Atención todos!
- Hector: ¡Ah!
- Lyn: ¡Eliwood!
- Eliwood: ¡Escuchad! ¡Preparaos para la batalla! No quiero que les pase nada a los aldeanos. Id a por el comandante enemigo, y apartadlos de aquí.
*Eliwood se va y aparece Nils*
- Hector: Tú, chico. Escóndete en el pueblo.
- Nils: ¡Ni hablar! ¡Quiero ayudar!
- Lyn: Nils, eres una gran ayuda, pero… ¿no deberías estar con Ninian?
- Nils: Ah… De acuerdo.
*Nils se va y aparece Eliwood*
- Eliwood: ¡Vamos!


» Comienza la batalla
- Nils:
¡Ninian! ¡Alto! ¿Adónde vas?
*Aparece Ninian*
- Ninian: Voy… Voy a ayudaros.
- Nils: ¡No, de eso, nada! ¡Aún estás muy débil!
- Ninian: Pero… solo quiero ayudar a lord Eliwood… Aunque sea solo un poco. Le arrebaté la vida a su padre… Sé que nunca podré compensarlo, pero… ¡Nils! Por favor…
- Nils: Te entiendo. Dame las manos.
- Ninian: ¿Nils?
- Nils: Te daré parte de mi poder. Solo serás un estorbo en el estado en el que estás.
- Ninian: Nils, lo siento.

- Nils: …¡Uf! Eso debería bastar. Ayúdalos por mí.
- Ninian: Gracias.
*En el Mapa, Ninian se acerca a Eliwood*
*Aparece Ninian y Eliwood*
- Ninian: ¡Lord Eliwood!
- Eliwood: ¿Ninian? ¡No deberías estar aquí!
- Ninian: Déjeme ayudar, por favor.
- Eliwood: ¿Ayudar? No te voy a dejar luchar de ningún modo…
- Ninian: No soy solo una bailarina. Mis bailes ayudarán… Os servirán de mucho.

*Ninian danza para Eliwood*

- Eliwood: Esto es… Estoy envuelto en algún tipo de energía…
- Ninian: He usado el Don de Ninis y he bailado para ti, lord Eliwood. No durará mucho, pero mientras tanto, estarás protegido. Por favor, déjame quedarme con vosotros.
- Eliwood: Ninian… Por supuesto. Si te hace sentirte mejor, vuelve a luchar con nosotros. No te apartes de mi lado.
- Ninian: ¡Sí!
*Eliwood se va*
- Ninian: Mark, dime por favor qué quieres que haga. No sé luchar, pero… Puedo ayudar con mi danza. No me dejes a un lado, por favor.


[Pueblo]
(Superior izquierda)
- Joven: Ah… Esos ojos esmeralda…, ese pelo azul brillante… Era tan hermosa…, no hay palabras adecuadas… Si pudiera verla otra vez… Una caballero de Pherae buscaba a su señor… ¿Por qué será ella caballero? Una caballero famosa y yo… Eso sí que es soñar despierto. ¡Ah! Estaba pensando en voz alta… ¿No has oído nada, no? ¡Aaaaaaaah! ¡No se lo digas a nadie! ¡Prométemelo, no lo cuentes!

[Pueblo] (Centro izquierda)
- Anciana: ¿A qué viene ese ruido? ¡Estamos en plena noche! ¿Cómo? ¿Una pelea? ¿Vais a hacer algo? ¿Sí? Bueno, pues entonces toma esto. Es un bastón de restauración. Te despertará y te curará de venenos. En resumen, te devolverá a tu estado normal. Estoy cansada… ¿Por qué no lucharéis a una hora decente?
*Tienes Restaurar*

[Pueblo] (Inferior izquierda)
- Aldeano: No me creo que ataquen Badon. Si Fargus estuviera aquí… Tengo algo que podría servir para ganar tiempo. Coloca esta runa de luz y bloquearás el paso al enemigo. El problema es que también afectará a los aliados.
*Tienes Runa de luz*

[Pueblo] (Centro inferior)
- Aldeano: ¿Eres un mercenario? Parece que todos habéis luchado durante años. ¿Qué estratega habrá logrado reunir a un grupo así?

[Pueblo] (Inferior izquierdo)
- Aldeano: ¡En! ¿No acaba de pasar un jinete de wyvern? Quiero saber qué están haciendo aquí los jinetes wyverns de Biran. ¿Nos atacan? ¡Haced algo! He oído que los jinetes de wyvern son rápidos y resistentes. Ya sé que las fechas y la magia pueden derribarlos, pero… ¡Esto también servirá! Es un arma antiwyvern. ¡Toma!, ¡y a por ellos!
*Tienes Machacawy*

[Pueblo] (Superior derecho)
- Aldeano: Para cambiar de clase necesitas objetos especiales. El objeto depende del tipo de unidad. Los jinetes y los caballeros necesitan blasones de caballero. Los adiestrados en la magia y los bastones, anillos guía. Y los jinetes de wyvern y pegasos, esto: un látigo elysiano. Para ti. No te preocupes. A mí no me va a servir de nada. Si yo fuera una jinete de pegaso, lo usaría al instante.
*Tienes L. elysiano.*


[Batalla con Oleg]
- Oleg: Todo acaba aquí. Fin del viaje. Os espera solo el olvido.

[Si Eliwood lucha con Oleg]
- Eliwood: ¿El Colmillo Negro?
- Oleg: Traigo una petición de mi amo Nergal: <<Devolvedme a los niños>>. Parece estúpido dar el mensaje… A fin de cuentas, me los puedo llevar cuando quiera.
- Eliwood: ¡Nunca los cogerás!

[Oleg al morir]
- Oleg: En la derrota solo hay… muerte. Ah…


» Al terminar el capítulo

*Aparece Lyn, Hector y Eliwood*
- Hector: ¿Estás bien?
- Eliwood: Mm. Siento causar problemas.
- Lyn: No te sometas a tanta presión.
- Eliwood: Habrá tiempo para plañir cuando todo acabe. Por ahora, en nombre de mi padre…, haré lo que pueda para detener a Nergal y proteger nuestro territorio.
- Hector: Bien. ¿Qué tienes pensado?
- Eliwood: Debemos ver al marqués de Ositia.
- Hector: ¿A mi hermano?
- Eliwood: Después de lo que hemos averiguado, debemos hablar con él, ¿no?
- Hector: Ya, supongo…
- Lyn: ¿Hector? ¿A qué te viene esa cara?
- Eliwood: Hector no quiere ver a lord Uther. Lo ha evitado mucho tiempo y tiene miedo de verle la cara, ¿no?
- Hector: ¿Qué? ¿Cómo iba a mandarle ningún mensaje? Si nos paseamos por la isla como mercaderes en vacaciones.
- Eliwood: ¡Ja, ja, ja! Estará muy enfadado.
*Eliwood se va*
- Hector: ¡Anda ya!
*Hector se va*
- Lyn: Ja… Tienen buen humor. Es mejor que ceder ante la desesperación, supongo.

*Nueva Escena, aparece Eliwood y Marcus*
- Marcus: Lord Eliwood… ¿Estás mejor?
- Eliwood: Marcus… Estoy bien. Sé que te he preocupado.
- Marcus: Sobre lord Elbert… He enviado un mensajero a lady Eleanora.
- Eliwood: Ya. Gracias, Marcus. Buena idea.
- Marcus: Creo que debería saberlo cuanto antes. Los últimos minutos del marqués fueron muy nobles…
- Eliwood:
*Alguien llama*
- ????: ¡Lord Eliwood! ¡Comandan Marcus!
- Eliwood: ¡Ah!
*Marcus se mueve junto a Eliwood y aparece Isadora*
- Marcus: ¿Eres tú, Isadora?
- Isadora: Por fin te encuentro. Me alegro de verte bien…
- Eliwood: Isadora, ¿qué estás haciendo aquí? No me digas que le ha pasado algo a madre…
- Isadora: No, lady Eleanora está bien. Tranquilo. Cuando llegó la noticia de la muerte de lord Elbert… No dijo nada... Simplemente prestó atención al mensajero.
- Eliwood: Madre.
- Isadora: Luego me dio órdenes sin vacilar. Me dijo que le trajera esta espada a lord Eliwood y que luchara a su lado.
- Eliwood: Pero las defensas del castillo serás insuficientes.
- Isadora: Lord Eliwood…, por favor… Comprende a tu madre. Lord Elbert no volverá a casa. Todo lo que tu madre puede hacer es rezar por que sigas bien. <<Obedece el deseo de tu padre.>> Ese es el mensaje que te envía y que traigo yo.
- Marcus: ¿Por qué no solicitar a Ositia refuerzos para defender el castillo de Pherae?
- Eliwood: Buena idea. Así aplacaríamos el miedo de mi madre y cumpliríamos su voluntad.
- Isadora: Esas ideas son las que te convierten en lord, Eliwood.
- Eliwood: Nuestras batallas son algo para lo que no hay preparación. ¿Estás lista para embarcarte, Isadora?
- Isadora: Sí. Daré mi propia vida.

*Nueva Escena, aparece Eliwood*
- Eliwood: ¿Mark? ¿Ocurre algo? Ah, estabas preocupado por mí. Siento todos los problemas causados. Estoy bien. Tengo amigos que me ayudan. Hector, Lyndis y tú, Mark… Gracias a todos me estoy haciendo fuerte. Creo que juntos podremos con cualquier cosa.

*Otra escena, aparece Nergal*
- Nergal: Sonia. Limstella.
*Aparece Sonia*
- Sonia: ¿Has llamado Lord Nergal?
*Aparece Limstella*
- Limstella:
- Nergal: Mi herida necesita tiempo… Ha sido un corte profundo, y mis fuerzas no son las que eran. El hombre que me ha hecho esto está muerto. Quiero la cabeza de su hijo como compensación.
*Limstella se va*
- Nergal: Sonia. Usa a Brendan para mover al Colmillo Negro. No me sirven unos cualquiera. Necesito a los cuatro Colmillos.
- Sonia: Je, je. Yo me encargo. Haré que humillen la cabeza ante ti, señor.
*Sonia se va y aparece Limstella*
- Nergal: Limstella. Quiero que me consigas quintaesencia. Para curar esta herida necesitaré mucha. Eres la más fuerte de mis morphs. Mata a todos los que lleven signos de gran poder.
- Limstella: Como ordenes…

Anterior - Siguiente

Volver al índice de diálogos de Fire Emblem (Blazing Sword)

Ir a la sección de Fire Emblem Blazing Sword